Dirección General de Rentas

Compensación

Compensación en linea - Automotor

¿Para qué sirve?

Para compensar de manera automática tu crédito verificado en tu perfil al pago de una deuda.

 
    • Tener clave de CiDi o Clave Fiscal AFIP nivel 2Si aún no lo hiciste, hacé clic acá  para ver el paso a paso. 
    • Contar con el crédito verificado con anterioridad y visible en tu perfil.

Para ver el paso a paso con capturas de pantallas hacé clic acá.

 

  1. Ingresá a www.rentascordoba.gob.ar e iniciá sesión con tu clave CiDi o Clave Fiscal de AFIP nivel 2 (para conocer cómo registrarte o gestionar tus claves, hacé clic acá).
  2. En tu perfil, seleccioná Gestiones y hacé clic en Nueva Gestión .
  3. Seleccioná Automotor, elegí Compensación y luego hacé clic en Iniciar Gestión.
  4. Hacé clic en Siguiente para comenzar la compensación automática.
  5. Seleccioná el Impuesto donde te figure la deuda y hacé clic en los periodos para compensar. Luego hacé clic en Siguiente.
  6. Ingresá los Datos de contacto en Nombre, Teléfono y e-mail, y hacé clic en Siguiente.
  7. Confirmá y ¡Listo!

Se generará el comprobante con el N° de Trámite. Podrás descargar la constancia con el detalle de tu gestión y comprobante de tu compensación automática.

Existen tres opciones para usar tu crédito:

  • Verificar tu crédito: cuando no haya sido reconocido con anterioridad y no tengas deuda donde compensar. De esta manera una vez resuelta la gestión podrás realizar de manera automática compensaciones en línea.
  • Compensar en línea: cuando tu crédito figure activo en tu perfil tributario y registres deuda donde aplicarla. De esta manera obtenés la acreditación del crédito a tu deuda de manera automática.
  • Solicitar compensar: cuando el crédito no figura en tu perfil tributario o quieras declarar algún otro origen y registres deuda donde aplicarlo o tu deuda se encuentre en instancia judicial. De esta manera deberás esperar la resolución de la misma. 

Los motivos por los que se genera un crédito a favor, son diversos. Puede ser porque realizaste un pago doble o por un monto mayor al correspondiente; por un pago indebido o porque te notificamos la resolución de una gestión anterior. En el caso del Impuesto sobre los Ingresos Brutos, también puede deberse a Retenciones, Recaudaciones o Percepciones indebidas, o a un saldo a favor.

Podés aplicar tu crédito al pago de la deuda de cualquier impuesto a tu nombre y en el período que prefieras. En el caso de Ingresos Brutos, también podés emplearlo para el pago de multas. Tené en cuenta que en deudas en instancia prejudicial, judicial o monitorio, no podrás aplicarlo a honorarios y gastos.

Tenés que saber que tu crédito quedará disponible en tu cuenta para cancelar impuestos durante el plazo de cinco años, y si está próximo a vencerse ese plazo, podrás  transferirlo a terceros, iniciando la solicitud de Transferencia de Crédito.